Ejecución en Afganistán / Video que muestra la aplicacion de la justicia tribal afgana

De rodillas,  Nawroz reza. Es un hombre condenado a morir brutalmente. Su crimen: El asesinato del marido de su amante. El juez: Un señor de la guerra local en Kand, Afganistán. El verdugo: El padre de la víctima. Un grabado con un teléfono móvil captó la espantosa escena.

Nawroz, envuelto en una manta blanca, se levanta de su alfombra de oración. El padre de la presunta víctima es conducido por otro hombre. “Mantén el arma recta”,  le dice el hombre al padre.
Bang.
Nawroz cae al suelo. Suenan dos disparos más .
El jefe militar le ordena disparar dos veces, pero él sigue disparando,  incapaz de acertar con el tiro fatal.

“Dejen de disparar, que burro”, dicen los espectadores.
“Todavía está vivo”, dice uno. Pero no por mucho tiempo.

Este no es un video grabado en 2001, cuando gobernaban los talibanes en Afganistán, el vídeo es del mes de septiembre.  Tras una década de guerra liderada por Estados Unidos para derrotar el extremismo en Afganistán, la justicia feudal todavía existe. En el remoto Kand, fuera del alcance de la OTAN o del gobierno afgano, el mulá Mustafá señor de la guerra,  gobierna a sus hombres con el poder de las armas. Mustafá ayuda a mantener a raya a los talibanes,  dice la gente, por lo que el gobierno le permite dirigir su propio feudo.

Human Rights Watch ha denunciado que en gran parte de Afganistán no existe un sistema judicial formal,  en su lugar se practican sólo formas tradicionales tribales de justicia. Un crítico informe publicado el año pasado por el Grupo de Crisis Internacional describió el sistema judicial de Afganistán como “en estado catastrófico de deterioro.” “Cada vez más, los afganos se están viendo obligados a aceptar la justicia los talibanes y los intermediarios criminales en las zonas que están fuera del control del gobierno.” El informe llegó a decir que Estados Unidos no ha prestado la misma atención a la reforma de la justicia como lo ha hecho con otros aspectos de la construcción de la nación. La Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional asignado sólo el 1% de su presupuesto de Afganistán entre 2002 y 2007 – $ 64 millones – a apoyar el establecimiento de un Estado de Derecho, según el informe. Observadores de han presionado al gobierno del presidente Hamid Karzai para dar prioridad a la creación de un poder judicial profesional. Sin embargo, la ejecución Nawroz pone en evidencia que en Afganistán la justicia tiene un largo camino por recorrer.

Jalaludin, un testigo de la ejecución de Nawroz, dijo que Mustafá se reunió con los mulás locales para llegar a un  veredicto de  acuerdo con la sharia, o ley islámica. “Los mulás pidieron al Padre que perdonara a Nawroz a cambio de algunas de las tierras de su familia y la mujer en concepto de indemnización”, dijo. “Pero el padre se negó, por lo que los mulás ordenaron una ejecución.”Nawroz intentó comprar su liberación, pero el mulá Mustafá se se negó, comentó Jalaludin. No aceptaba sobornos. Tras el asesinato del marido, al principio Nawroz dijo que había sido sido ayudado por sus primos, según cuenta Abdul Gafor, uno de los primos de Nawroz. “Por esa razón, nos interrogaron y golpearon bastante durante el interrogatorio”, dijo Gafor. Pero posteriormente, al ser interrogado por Mustafá, Nawroz cambió su historia y dijo que lo había matado él solo, explicó Gafor. Otro primo de la familia, Sikander, comentaba “Nos gustaría tener un gobierno fuerte”. “No existe una presencia de la policía o del gobierno aquí, y el mulá Mustafa tiene contactos con el gobierno.”

Nawroz fue un hombre al que los celos le llevaron a matar al marido de su amante. Es una historia repetida innumerables veces en diferentes lugares. Pero aquí, en Kand no hubo juicio, ni jurado. El castigo de Nawroz  fue estrictamente el  “ojo por ojo…”, impuesto de manera espantosa.

Via CNN

Esta entrada fue publicada en Actualidad, Política, Sociedad y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Ejecución en Afganistán / Video que muestra la aplicacion de la justicia tribal afgana

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*